La adicción a las apuestas deportivas

representación gráfica de la adicción a las apuestas deportivas. Balón de futbol rodeado de monedas.

Estamos asistiendo a un particular aumento de la ludopatía, concretamente de adicción a las apuestas deportivas y muy particularmente entre los adolescentes. Esta modalidad de juego consiste en intentar acertar el resultado de un evento deportivo, como un partido de fútbol, ​​un torneo de tenis o una carrera de caballos, para obtener beneficios económicos. Las apuestas deportivas online pueden ser muy emocionantes, pero también pueden ser muy perjudiciales y provocar importantes pérdidas. Vamos a hablar de los factores que determinan la adicción a las apuestas deportivas, por qué son tan adictivas y cuál es su tratamiento.

¿Por qué son tan adictivas las apuestas?

Entre los diferentes tipos de juegos podemos encontrar algunas modalidades que son más adictivas (por ejemplo, las máquinas tragaperras o las apuestas deportivas). Determinados estudios indican que las apuestas deportivas causan ludopatía con mayor facilidad que otros juegos. Pero ¿por qué son tan adictivas las apuestas deportivas? Veamos algunos de los factores que contribuyen al elevado poder adictivo de esta forma de ludopatía:

  1. Elevada emoción. Las apuestas deportivas implican gestionar emocionalmente una gran incertidumbre, ya que el resultado de un evento deportivo puede estar influenciado por muchas variables, como el rendimiento de los jugadores, las condiciones climáticas, las decisiones del árbitro, etc. Por lo tanto, el entusiasmo de predecir el resultado causa una gran emoción. Diferentes estudios indican que la elevada liberación de dopamina (neurotransmisor asociado al placer y la recompensa) condiciona la adicción a las apuestas deportivas ya que proporcionan un efecto altamente gratificante.
  2. Previsión de resultados. Las apuestas deportivas crean fácilmente la ilusión de poder prever los resultados. Por ejemplo, analizando las estadísticas o sobrevalorando experiencias previas. Esto contribuye a un exceso de confianza cuyo resultado es apostar continuamente.
  3. Validación social. Las apuestas deportivas están asociadas a un componente social relevante. Esta modalidad de juego crea un gran sentido de pertenencia, ya que el jugador suele identificarse con un determinado equipo o con personas que comparten sus preferencias. Por lo tanto, las apuestas deportivas implican una gran validación social, lo que aumenta su potencial adictivo.
  4. Interacción inmediata. Los juegos que permiten una interacción inmediata y repetida tienen gran capacidad de crear adicción, como las apuestas deportivas o las máquinas tragaperras.
  5. Elevada accesibilidad. La gran accesibilidad que tenemos a las apuestas deportivas a través de los teléfonos móviles y las casas de apuestas aumentan considerablemente el poder adictivo de esta forma de juego.

Una mano con un teléfono móvil haciendo apuestas deportivas

Puedes realizar aquí el test de ludopatía.

La distorsión cognitiva y las apuestas deportivas

La distorsión cognitiva interviene en el desarrollo de la adicción a las apuestas deportivas a través de los denominados sesgos. Los apostadores asignan un peso desproporcionado a una determinada opción, lo que afecta al juicio y a la toma de decisiones. Estos son los principales sesgos cognitivos asociados a la ludopatia de apuestas deportivas:

  • Sesgo de confirmación: es la tendencia a buscar o interpretar información que confirme las creencias o expectativas existentes. Por ejemplo, los apostadores pueden centrarse en la evidencia que respalda sus apuestas e ignorar la evidencia que las contradice.
  • Sesgo retrospectivo: es la tendencia a sobreestimar la capacidad de predecir un resultado después de que haya ocurrido. Por ejemplo, un adicto a las apuestas suele pensar que sabía desde el principio lo que sucedería en un evento deportivo, o que podría haber evitado cierta pérdida si hubieran hecho una apuesta diferente.
  • Falacia del jugador: es la tendencia a creer que los acontecimientos pasados ​​afectan a los acontecimientos futuros en una secuencia aleatoria. Por ejemplo, los apostadores suelen pensar que es más o menos probable que se produzca un resultado porque ha ocurrido recientemente o porque no ha ocurrido nunca. Esto puede contribuir a la adicción a las apuestas deportivas de una forma importante.
  • Heurística de disponibilidad: es la tendencia a evaluar la probabilidad del resultado de un evento en función de la facilidad con la que puede recordar o imaginar ejemplos del mismo. Por ejemplo, los apostadores pueden pensar que es más probable que se produzca un determinado resultado porque lo han visto recientemente o han oído hablar de él con frecuencia.

En resumen, los sesgos cognitivos pueden afectar a la percepción y evaluación del riesgo que implican las apuestas deportivas, así como a la capacidad para dejar de apostar. Vídeo relacionado:

El tratamiento de la adicción a las apuestas deportivas

La adicción a las apuestas deportivas puede tener graves consecuencias para el bienestar físico, mental y financiero de una persona, particularmente en los adolescentes. Por eso resulta importante intentar prevenir esta forma de ludopatía antes de que se vuelva demasiado grave o perjudicial. Uno de los principales objetivos del tratamiento de la adicción a las apuestas online es ayudar al jugador a reducir o eliminar esta conducta.

Diferentes juegos relacionados con la adicción a las apuestas deportivas

Al igual que el tratamiento para la ludopatía, el tratamiento para la adicción a las apuestas deportivas implica asesoramiento, terapia y medicación. Estos son los tres pasos a seguir para superar la adicción a las apuestas:

  • Reconocer el problema. El primer paso es admitir el problema con las apuestas deportivas y que necesita ayuda. Esto puede resultar difícil, ya que la adicción a las apuestas deportivas suele implicar la negación o la ocultación del problema. Sin embargo, admitir la ludopatía resulta esencial para superar este problema.
  • Buscar ayuda profesional. El segundo paso es buscar ayuda de un terapeuta o un psicólogo especialista en adicciones que pueda ofrecerte tratamiento para la adicción a las apuestas deportivas. El tratamiento para la adicción a las apuestas incluye diversas formas de terapia, como la terapia cognitivo-conductual (TCC), la entrevista motivacional (EM) o la terapia familiar. También puede incluir apoyo farmacológico y grupos de autoayuda.
  • Cambiar el comportamiento y el entorno. El tercer paso es cambiar el comportamiento y evitar los desencadenantes del juego. Esto suele incluir lugares, personas o situaciones que fomenten las apuestas deportivas, encontrar actividades alternativas que proporcionen bienestar y buscar apoyo de familiares, amigos o compañeros.

Recuerda, para superar la adicción a las apuestas resulta fundamental pedir ayuda y consejo de psicólogos expertos en ludopatía. Si usted o un familiar suyo están teniendo problemas con las apuestas deportivas contacte con la clínica de psicología Ivatad.

Conclusión

Las apuestas deportivas pueden ser una actividad divertida y gratificante, pero también pueden provocar una adicción muy destructiva. Recordemos que la ludopatía puede afectar a cualquier persona, independientemente de su edad, sexo o condición social.

Las apuestas deportivas pueden provocar una adicción muy destructiva.

Resulta fundamental saber que determinadas formas de juego, como las apuestas deportivas o las máquinas tragaperras, son particularmente adictivas. Por eso, hacer un uso responsable del juego es muy importante para evitar las posibles consecuencias negativas de las apuestas. Si estás teniendo problemas con las apuestas deportivas, lo más recomendable es pedir ayuda profesional e iniciar un tratamiento.

Si tienes problemas con apuestas deportivas, lo más recomendable es pedir ayuda profesional.

Recuerda, los psicólogos expertos en ludopatía pueden ofrecerte un tratamiento personalizado (presencial u online) que te permita restablecer el bienestar a ti y a tus familiares.